Prensa

La combinación de técnicas moleculares, herramienta eficaz para conocer las alteraciones genómicas del cáncer

La compañía especializada en medicina de precisión para el tratamiento y diagnóstico del cáncer OncoDNA ha celebrado su primer webinar internacional del año, titulado Novedades en perfiles moleculares de cáncer. El poder de la combinación. En él han participado como ponentes el Dr. Philip Beer, médico científico y especialista en oncología de precisión, y la Dra. Ana Finzel Pérez, responsable senior de Soporte Científico en OncoDNA.

El doctor Beer puso sobre la mesa las ventajas que están trayendo consigo los avances en las técnicas moleculares en oncología de precisión, que están permitiendo entender en profundidad las alteraciones genómicas relacionadas con el desarrollo y el tratamiento del cáncer. Desde su punto de vista, es importante que esta vía de diagnóstico y conocimiento se instaure por completo en la práctica clínica habitual.

 

Sobre todo, porque cada vez son más numerosas las terapias dirigidas a estas alteraciones que existen, y los análisis genómicos son un gran aliado para determinar cuál va a ser más ventajosa para cada paciente. “Una estrategia muy beneficiosa obviamente para la salud del enfermo, que puede evitarse tratamientos agresivos innecesarios como la quimioterapia, pero también para el sistema de salud en el que esté localizado, dependiendo de sus planes de reembolso”, aseguró Beer.

 

Según explicó, se trata de fármacos muy innovadores con precios elevados. Y gracias a los análisis genómicos, se podría saber en un buen número de casos qué opción va a ser más eficaz para el paciente, permitiendo al sistema una mejor gestión de los recursos. “Los perfiles genómicos permiten identificar incluso biomarcadores de sensibilidad a fármacos en desarrollo”, puntualizó.

 

Una serie de afirmaciones compartidas también por la Dra. Finzel, que comentó en su presentación la estrategia de OncoDNA de combinar pruebas que analizan los cambios sufridos por el ADN, ARN y proteínas en tumores, “algo que representa un mejor enfoque para guiar el tratamiento en pacientes con cáncer avanzado ofreciendo más opciones terapéuticas para ellos”.

 

Más genes secuenciados

Según sus cálculos, en los últimos cinco años se han aprobado 63 nuevos medicamentos para combatir el cáncer, y en estos momentos hay unos 600 en fase de I+D. “Contamos con diversas soluciones que también van mejorando año tras año y que pueden facilitar una mejor elección. Por ejemplo, OncoDEEP, un test genómico que ya puede secuenciar un total de 313 genes”, afirmó la responsable de Soporte Científico de OncoDNA.

 

OncoDEEP ha demostrado su eficacia en más de 1.000 pacientes de 30 países diferentes. Actualmente analiza muchos más genes (el producto originario secuenciaba 75) que aumentan la precisión del cálculo de la carga mutacional del tumor. También incluye más regiones asociadas con la sensibilidad o resistencia a la inmunoterapia y otros fármacos de nueva generación.

 

Por otra parte, Finzel comentó cómo la información genómica recabada por secuenciación se combina con el análisis de expresión de proteínas, la metilación del ADN, las translocaciones cromosómicas (como NTRK, receptores de la tirosina-quinasa) y los empalmes de ARN inusuales. “Gracias a esta combinación de pruebas, el oncólogo puede conseguir una mayor información sobre la eficacia de las quimioterapias, las terapias dirigidas y las inmunoterapias para cada paciente con cáncer”.

 

La doctora también hizo referencia a las nuevas herramientas que el big data pone en manos de los especialistas, como OncoKDO, la base de datos inteligente de OncoDNA en la que ya hay acumuladas un millón de variantes, 800 fármacos, 2.000 ensayos clínicos y 10.000 pruebas realizadas. Y OncoKDM, la nueva herramienta de interpretación de datos de OncoDNA que integra e interpreta resultados de cualquier tecnología genómica, datos de patología molecular, estudios de expresión e información clínica, etc., para llegar al tratamiento más adecuado para cada paciente, que ofrece un alto nivel de seguridad y es accesible a través de la página web http://www.oncokdm.com/. Una información muy valiosa que sirve como soporte para oncólogos e investigadores