Enfermedades

Descubren nuevo factor de riesgo para el cáncer de piel: la combinación de exposición al sol y virus del papiloma humano

Investigadores de la Universidad de Florida (EE.UU) y del centro alemán para la investigación del cáncer de Heidelberg han descubierto que las personas que tienen anticuerpos contra ciertas variantes del virus del papiloma humano (VPH) tienen más posibilidades de desarrollar cánceres de piel no-melanocíticos cuando se ven expuestas a la radiación solar

El estudio es el primero en estudiar los efectos sinérgicos de la interacción entre factores de riesgo de cáncer de piel, anticuerpos del VPH y exposición al sol, y ha sido publicado en un reciente número de la Journal of Infectious Diseases.

La exposición a los rayos ultravioleta o rayos UVA, tanto a la luz solar como a las cabinas de bronceado, es el factor de riesgo más importante para el desarrollo de cáncer de piel de tipo no-melanocítico, afirman los autores. Los casos de cánceres de piel están en aumento pese a que cada vez se emplean más protectores solares. Por lo tanto debemos identificar posibles factores coadyuvantes que pudieran interactuar con la exposición a la radiación de rayos UVA y los factores de riesgo cáncer cutáneo. Según los autores, los factores de riesgo para el cáncer de células basales o carcinoma de células escamosas serían: sexo masculino, edad, piel, ojos y cabellos claros, y exposición a la radiación de rayos UVA. Las personas con escasa melanina no se broncean con facilidad cuando se ven expuestas a las radiaciones ultravioletas: la pigmentación de la piel causada por la melanina es el principal mecanismo de fotoprotección de que dispone la piel.

El estudio examinó a un total de 657 voluntarios, de los cuales 204 padecían carcinoma de células basales (CCB), 156 tenían carcinoma de células escamosas (CCE) y 297 estaban sanos, sin tumores de ningún tipo. Se examinó la posible asociación entre CCB, CCE y sensibilidad cutánea a la exposición al sol, descubriéndose que la falta de pigmentación de la piel estaba asociada a una mayor prevalencia de anticuerpos de un cierto tipo de VPH cutáneo (del género beta). La conclusión principal de los autores sería que ser seropositivo de anticuerpos de VPH de los géneros alfa o beta aumenta el riesgo de sufrir CCE asociado con falta de pigmentación de la piel (piel clara).

Los autores concluyen que, aunque todavía deben realizarse estudios adicionales, poder identificar la relación exacta entre infecciones de VPH, falta de pigmentación y cáncer de piel podría ayudarnos a desarrollar estratégicas para identificar a los individuos con alto riesgo de desarrollar cáncer no melanocítico.